A-COLD-WALL* Es un estudio material de la arquitectura social, el cual a través de la innovación textil con conciencia social, ACW* busca optimizar el rendimiento humano y, de paso, comentar la experiencia colectiva. Fue lanzado en 2015 por Samuel Ross como respuesta al clima social británico.

En esta ocasión, es uno de los grandes en la industria musical y audio, Beats, quien se ha unido con A-COLD-WALL* para presentar los Beats Studio3 Wireless in ACW* Concrete. Unos auriculares inalámbricos over-ear que fusionan lo mejor del diseño y audio de calidad.

Este modelo cuenta con cancelación de ruido activa patentada, una batería de 22 horas de duración, carga Fast Fuel, Bluetooth® de clase 1, micrófonos mejorados para las llamadas telefónicas y una experiencia auditiva de primera calidad con calibración de audio real.

Con una paleta de colores pizarra y tiza, con un patrón de rejilla, los Beats A-COLD-WALL tienen una franja negra que recorre cada lado de los auriculares y el logotipo de ACW* está impreso en los brazos laterales, el brazo interior y la carcasa de los auriculares. Además, el embalaje de los audífonos incorpora una paleta de colores similar y está fabricado con fibra de madera reciclada, procedente de bosques gestionados de forma responsable.

A través de A-COLD-WALL*, Samuel Ross, siempre ha articulado las texturas neutras del entorno en el que creció: paredes de ladrillo que simulan piedras de río marrones, gris rugoso, colores sobrios, tonalidades que están hechas para integrarse y que a su vez adquieren otra vida a través de la innovación de materiales y el diseño elevado. Estas mismas influencias se trasladan a esta colaboración, en la que la piedra comprimida y la arquitectura industrial son las ideas clave del diseño.

“El objetivo de nuestra colaboración Beats A-COLD-WALL* es transmitir un lenguaje material universal que sea sensible y reconocible para todos, garantizando una sensibilidad minimalista a lo largo del proceso.

Quise producir un lenguaje de producto adecuado para el uso diario. La precisión y la especificidad se convirtieron en reglas implícitas durante todo el proceso, desde el producto, hasta el empaque. Se desarrollaron nuevas técnicas de grabado con Beats para ofrecer una capa fina de dos tonos compuesta por grises pizarra y tizas deslavadas. La apariencia de ambos ofrece un tacto texturizado que refleja la sensación de la mano en contacto con los minerales en bruto y los materiales manufacturados: la experiencia sensorial tenía que existir a través del tacto, junto con el oído.

La creación de un vínculo literal entre el entorno, la inspiración, el material y la funcionalidad nos permitió proyectar influencias compartidas, locales y globales, viendo la piedra como parte de una comunidad universal. Con esto me refiero a que, a través de la cinematografía, el cambio de entornos y la ubicación, la música desempeña un papel importante en el transporte de un oyente, o en la transformación de un entorno físico”, comentó Ross

Inspirado en el rapero y cantante Lil Durk y su relación evolutiva con su natal Chicago, la campaña que acompaña a este lanzamiento muestra el impacto que nuestros entornos tienen en nosotros, así como la capacidad de la música para ampliar nuestra perspectiva más allá de donde vivimos. Fue filmado por Cam Kirk y contiene una composición de Kelvin Krash.

Sin duda Beats A-COLD-WALL, es una colaboración que nos demuestra la fusión entre los valores de A-COLD-WALL* y el ADN de Beats. Una silueta que aporta un toque elegante y sencillo, sin dejar de ser único e innovador.

IMÁGENES: Cortesía de Beats
thoughts?