El corrector es un producto básico para cualquier persona que se maquilla. Como lo lees, este producto no puede faltar pues es un verdadero salvavidas, ya que puede cambiar por completo la apariencia de una persona. Como su nombre lo dice, su principal objetivo es corregir, aunque nosotros agregaremos el poder que tiene de iluminar. Aquí te decimos todo lo que tienes que saber sobre nuestro mejor amigo, el corrector.

¿Cómo elegir el corrector ideal?

No elegir el tono indicado de corrector puede ser todo un desastre. Si eliges un tono demasiado claro, terminarás con el temido look del mapache, el cual es un error bastante grave. Por esta razón, debes buscar un corrector que sea un tono o dos más claro que el tono de tu piel. Si es posible, te recomendamos probarlo antes de comprarlo.

¿Cuál es la forma correcta de aplicarlo?

Aquí se abre un debate, ¿Debemos aplicar el corrector antes o después de la base de maquillaje? La respuesta correcta es, depende de la zona en la que lo vayas aplicar. Se aplica antes de la base si el objetivo es cubrir las ojeras. Aunque para este caso recomendamos más un corrector de color rojo o naranja y después cubrirlo con la base.

Sin embargo, si lo que quieres es cubrir manchas, granitos e iluminar, debes aplicarlo después de la base. De lo contrario la base lo cubrirá por completo.

¿En dónde se debe aplicar?

Anteriormente la tendencia era aplicar el corrector en forma de pirámide invertida por debajo de los ojos y después sellarlo con polvo traslúcido. Aunque, ahora creemos que esto es too much. La recomendación es aplicarlo únicamente el los lugares donde tengas imperfecciones y en zonas estratégicas como: la esquina interior del ojo, la esquina exterior del ojo alargando el producto hacia el final de la ceja, la punta y el hueso de la nariz, en el hueso inferior de la ceja. De esta manera no solo corregirás las imperfecciones de tu cutis, sino que también iluminarás y harás que tus facciones se definan.

Dentro de nuestros correctores favoritos se encuentran: Mac Studio Fix, 24 HORAS Corrector Liquido, se trata de un corrector ligero y fluido que proporciona una cobertura alta modulable, cubre las imperfecciones y ofrece una sensación de confort en la piel. Así como el corrector DIOR Forever Skin Correct, es un corrector de larga duración camuflaje instantáneo que ofrece una corrección tratante durante 24 horas. Nuestro último favorito es el corrector liquido Clinique Even Better va de una cobertura ligera a media y deja un acabado glow muy natural, le aporta un brillo muy bonito a la piel sin que esta se vea grasosa. Conoce cada uno de ellos y atrévete a usar corrector en tu rutina de maquillaje.

En este video el experto en belleza, Patrick MUA, nos habla más sobre el tema:

*Imagen: Getty Images.

 

thoughts?