A poco más de un mes desde el accidente que provocó que Alec Baldwin disparara a Halyna Hutchins con un arma de fuego, quitándole la vida, el actor decidió otorgar una entrevista exclusiva para explicar a detalle lo sucedido aquel 21 de octubre.

“Alguien puso una bala real en un arma, una bala que ni siquiera se suponía que estuviera en la propiedad. Alguien es responsable de lo que pasó, y no puedo decir quién es, pero sé que no soy yo”, dijo Baldwin entre lágrimas al presentador George Stephanopoulos, aclarando que estaba disfrutando profundamente filmar Rust, del director Joel Souza, a quien también hirió con el arma.

“Realmente pensé que estábamos en algo”, continuó. “Y luego esta pistola se dispara”.

Esa arma Colt .45 mató en el momento a Hutchins, directora de fotografía de esta película del oeste ambientada en la década de 1880, que cuenta la historia de “un niño de 13 años abandonado que se da a la fuga con su abuelo, de quien hace tiempo que está separado después de que a este lo sentenciaran a la horca por la muerte accidental de un ranchero local”.

“No sé qué pasó en ese set. No sé cómo llegó esa bala a esa pistola. No lo sé. Pero estoy totalmente a favor de hacer cualquier cosa que nos lleve a un lugar donde es menos probable que esto vuelva a suceder”, añadió, con un semblante realmente afectado por toda la situación que está viviendo.

De hecho, expertos en lectura de lenguaje corporal han asegurado que Alec Baldwin dice la verdad al defender que él “nunca apuntaría con un arma a nadie y apretaría el gatillo”.

La investigación sobre este caso sigue en curso, pero todo parece indicar que el actor no será acusado de homicidio. También está involucrado Dave Halls,  el primer asistente de dirección de la película en la que se supone que Baldwin – en su papel de Harland Rust – dispararía a dos de sus enemigos.

Fue Halls quien le entregó el arma a Baldwin, tras asegurarle que se trataba de un “arma fría”, lo que en la industria cinematográfica significa que un arma está literalmente vacía o cargada con balas “falsas” que no salen, solo producen el sonido de una explosión.

“Ahora, lo que sucedió allí, y por qué hizo esa declaración, y cuáles fueron las realidades, lo tengo, nuevamente, no tengo idea”, dijo Baldwin.

Lisa Torraco, abogada de Halls, ha dicho todo el tiempo que revisar el arma “no era su responsabilidad” y que “esperar que un subdirector revise un arma de fuego es como decirle al subdirector que verifique el ángulo de la cámara o decirle al subdirector que comprobar el sonido o la iluminación”.

Alec Baldwin, por su parte, dice que él nunca apretó el gatillo. Sin embargo, alguien falleció en el set de filmación.

Se trataba de un ensayo previo a la grabación de la escena, en la que el actor debía apuntar con el arma, pero no disparar: “No se apretó el gatillo. No apreté el gatillo “.

“Apunto el arma. Yo digo: ‘¿Puedes ver eso? ¿Puedes ver eso? ¿Puedes ver eso?. Y luego suelto el martillo de la pistola y la pistola se dispara. Dejo ir el martillo de la pistola, la pistola se dispara”, dijo.

“Entonces, ¿nunca apretaste el gatillo?”, preguntó Stephanopoulos.

“No, no, no, no, no”, dijo Baldwin. “Nunca apuntaría con un arma a nadie y les apretaría el gatillo”.

Hasta ahora hemos visto solo un fragmento de esta entrevista, pero la transmisión completa sucederá el próximo 10 de diciembre, y estará disponible en Hulu un día después. Te mantendremos informada.

thoughts?