¿Quién no sueña con tener una colección perfecta de perfumes? Si eres de las que no abres tu perfume porque prefieres tenerlo en una vitrina, o de las que compras dos de cada para poder usar uno y coleccionar otro, es necesario que a partir de este momento sumes -si es que no lo has hecho ya- uno de los perfumes emblema de la casa Guerlain.

Agua de Colonia Imperial es de esos aromas que dejan huella, y lo decimos en el sentido literal de la expresión no solo por su aroma, también por la historia que hay detrás de su frasco, una de sus principales señas de identidad. La Bee Bottle, como así se llama a este frasco que simula un nido de abejas, es uno de los perfumes con mayor solera del mundo, y es que hablamos que tiene una historia de casi dos siglos, cuando el emperador Napoleón III se casó con Eugenia de Montijo en 1853 y como regalo de bodas Pierre-François-Pascal Guerlain le dedicó un agua de colonia cítrica especialmente creada para él.

Por esto, y muchos otros secretos que te vamos a contar, entra directo en nuestra lista de objetos de deseo. ¡Toma nota porque hay muchas cosas que no sabías!

Sabías que…

TIENE ¡167 AÑOS! La primera fragancia que albergó fue el Agua de Colonia Imperial en 1853.

GUERLAIN, PROVEEDOR REAL. Cautivada por la creación, la emperatriz Eugenia le da a Pierre-François-Pascal Guerlain el título de «Proveedor de la emperatriz» y el éxito y el renombre de la casa Guerlain se extiende rápidamente por las cortes reales de Europa.

SELLO REAL. Desde ese momento, todas las botellas encargadas por la Emperatriz Eugenia eran grabadas con el escudo imperial con diseños en relieve y pintados a mano en oro.

ABEJAS, EL SÍMBOLO IMPERIAL DE FRANCIA. Muchas personas se preguntan por la elección de este insecto, pero hay que aclarar que la abeja es el símbolo del país.

Si te gustan los objetos exclusivos y con mucha historia, no puede faltar en tu tocador uno de los perfumes míticos, cuyo frasco además es una auténtica joya.

UN FRASCO ‘NAPOLEÓNICO’. El festón que adorna la botella está inspirado en las formas de la columna de la Place Vedôme de París, levantada por Napoleón para conmemorar sus victorias. Fue demolida en el año 1871, pero se volvió a levantar años más tarde.

LAS PRIMERA BOTELLA ‘SEMI MANUFACTURADA’. Pierre-François-Pascal Guerlain confió la fabricación del frasco a los reputados vidrieros de Pochet & du Courval. El mayor desafío era grabar las abejas en el borde y supuso una gran hazaña técnica para la época ya que fueron las primeras botellas semi manufacturadas. Esta familia de vidrieros sigue a cargo del tallado.

Y ahora se puede personalizar

Lo que más nos gusta, sin duda es que ahora todas podemos sentirnos como la emperatriz Eugenia y tener nuestro frasco personalizado, porque ahora se puede decorar, y vestir y grabar con nuestro nombre, el de la persona a la que se lo vamos a regalar o con un mensaje.

Si te gustan los objetos exclusivos y con mucha historia, no puede faltar en tu tocador uno de los perfumes míticos, cuyo frasco además es una auténtica joya.

*Imágenes: Cortesía de Guerlain

thoughts?