Llevabas desde el pasado mes de octubre suspirando por esa bota calcetín que se ha convertido en la estrella de la temporada. Esperando a que la rebajasen algunos eurillos para que pasaran a entrar en los límites de tu exiguo presupuesto. Ese día (¡por fin!) ha llegado y cuando vuelves a la bota en cuestión (dirección que ya tienes en favoritos esperando a las rebajas online) descubres que está colocada entre las prendas con un 50% de descuento ¡bien, me la podré comprar, y también una gorra marinera!… pero que ya se ha agotado. Alguien fue más rápido que tú. Y duele. Duele mucho. Duele nivel llegar a casa tras una jornada intensa (que no intensiva) de 12 horas, solo con ganas de meterte debajo del nórdico y tomarte un chocolate caliente, para comprobar que alguien se te ha adelantado. Un gran tormento que podías haber evitado leyendo este artículo o escondiendo el chocolate en el fondo del armario.

Años de trabajo de campo nos avalan en este sector de encontrar los mejores descuentos online. Una sabiduría que ahora recopilamos en esta galería para compartirla contigo (porque somos así de generosas) ❤️

[galeria]

thoughts?