Podríamos decirte que Martin Scorsese, recién galardonado con el premio Princesa de Asturias de las artes 2018, fue uno de los primeros en acudir a la cita, pero lo cierto es que nadie ha acaparado tantas miradas en la inauguración de la 71 edición del Festival de Cine de Cannes como Penélope Cruz. Considerada como una de las «chicas Almodóvar» por excelencia, hizo su aparición en la alfombra roja del brazo de su marido, el también actor Javier Bardem, para presentar su nueva película, Todos lo saben, del iraní Asghar Farhadi.

Cate Blanchett, presidenta del jurado, fue otra de las más ovacionadas con un modelo de Armani. Georgia May Jagger, con un diseño de Twinset, Kristen Stewart, de Chanel, y nuestra querida Úrsula Corberó, protagonista de La Casa de Papel, también se sumaron a la tendencia del «Todo al negro», ¿una nueva reivindicación del #MeToo?

Sea como sea, de entre las que apostaron por el color para deslumbrar en el festival cinematográfico más famoso de Francia, nos quedamos con el imponente Givenchy de Julianne Moore. ¿Con cuál te quedas tú?

 

Fotos: Getty Images

thoughts?