Así son los divorcios, la mayor parte de las veces es un toma y daca de acusaciones entre las partes que no encuentran solución. Cuando pensábamos, después de la canción Slide Away que estrenaba Miley Cyrus con un mensaje claro hacia su ex, que la separación sería tranquila, hoy se ha hecho público que Liam Hemsworth ha presentado los papeles del divorcio.

La reacción de la cantante no se ha hecho esperar, y ha compartido su versión de la relación y de la separación a través de un hilo de Twitter que se ha viralizado en segundos, y sigue siendo viral. Harta de especulaciones y suposiciones sobre las causas de su separación, o sobre el posible romance con Caitlyn Carter y sus días de vacaciones en Italia, Miley ha decidido dar la cara.

Puedo aceptar que la vida que he escogido significa ser todo el tiempo completamente abierta y 100% transparente con mis fans, a lo que que amo, y con el público en general. Pero lo que no puedo aceptar es que se esté diciendo que estoy mintiendo para encubrir un crimen que no he cometido. No tengo nada que esconder”, comenzaba su primer tuit.

“No es ningún secreto que he salido mucho de fiesta en mi adolescencia y en la veintena. Que no solo he fumado marihuana, sino también defendido su uso. Que he experimentado con todo tipo de drogas. De hecho, mi canción más grande hasta la fecha habla de bailar puesta de MDMA y esnifar rayas en el baño”, continúa.

“He fastidiado y engañado en relaciones cuando era más joven. Perdí un contrato enorme con Walmart a los 17 por fumar en un pipa. Me han echado de un hotel en Transilvania por comprarle a Lima una tarta con forma de pene por su cumpleaños y lamerla. He cantado desnuda sobre una bola de demolición”, va contando Miley.

“Probablemente hay más fotos desnudas de mí en internet que de cualquier mujer en la historia. Pero la verdad es que una vez que Liam y yo nos reconciliamos estaba comprometida con él y solo con él”, afirma.

“Aquí no hay secretos que esconder. He aprendido mucho de todas las experiencia que he vivido en mi vida. No soy perfecta ni tampoco pretendo serlo. Me parece aburrido. He crecido delante de todos vosotros, pero la idea esencial es que he MADURADO”.

“Puedo admitir un montón de cosas pero me niego a admitir que mi matrimonio se acabó porque engañé a Liam. Él y yo hemos estado juntos durante casi una década. Y como he dicho antes y sigue siendo cierto, le amo y siempre lo haré».

“Pero llegados a este punto, tenía que tomar una decisión sana para mí de dejar atrás mi vida anterior. Ahora mismo soy la persona más feliz y sana que he sido nunca. Podréis decir que hago twerking, que fumo marihuana, que soy una malhablada. Pero no que soy una mentirosa”, sentencia antes de dar una conclusión final que debería servirnos de lección a todos.

Para concluir y dar por zanjada la polémica en torno a su separación, ha dejado por escrito alto y claro qué está ocurriendo con ella en estos momentos tristes de su vida:

“Estoy orgullosa de decir que simplemente estoy en un lugar diferente del que estaba cuando era joven”.

*Imagen: Getty Images

thoughts?