Hay lugares en los que parece que se para el tiempo. En los que todo el ruido se apaga, nos invade la calma y en los que podemos volver a conectar con lo que somos, sin más. Uno de esos lugares es el que inspira esta guía de viaje wellness en solitario: Cádiz.

La provincia de Cádiz aguarda muchos de esos lugares. Ahí, el ritmo no va marcado por un reloj, sino por una mezcla de luz, mar, y viento. En Cádiz, no vives mirando al cielo, sino vigilando a los vientos de Levante o Poniente.

Optar por la región de Cádiz como destino de viaje en solitario es como elegir tomarse algo fresquito un día caluroso de verano: un acierto que calma, refresca y alegra el alma.

Elegí desconectar durante unos días entre Sancti Petri y Conil de la Frontera, para crear para ti una suerte de Guía Wellness en solitario de la región. Estos son, para ti, los 6 descubrimientos y las mejores experiencias de mi viaje.

1. VISITAR VEJER DE LA FRONTERA

Guía de viaje Wellness en solitario en Cádiz

No podía crear esta Guía de viaje wellness en solitario de Cádiz sin incluir a Vejer de la Frontera.

Situado a unos 8 kilómetros de la costa y sobre un monte a 200 metros de altura, a orillas del río Barbate, este pequeño pueblo es un verdadero sueño y un lugar que no puedes dejar de visitar. Visitar su centro histórico amurallado es un verdadero viaje al pasado.

No te pierdas la plaza de España y su increíble fuente, la calle Judería (perfecta para sumar likes en tu Instagram), el famoso hotel-restaurante de estilo oriental El Jardín de Califa o la taberna La Ventana, para tomarte un vino con vistas.

2. CALLEJEAR POR CONIL

Guía de viaje Wellness en solitario en Cádiz

Conil de la Frontera es uno de los destinos más turísticos de la región… ¡Y no es sorprendente! Situado a orillas de una playa infinita, este pueblecito de casas blancas y callejones que suben y bajan es el lugar perfecto para debutar tu viaje por la región o para hospedarte.

Heladerías emblématicas como Los Valencianos, que ofrecen inventos tan geniales como el helado de Donut o el de Mars.

Para seguir disfrutando, no te pierdas restaurantes como La Fontanilla o Feduchy que te permitirán alegrar tu paladar y probar el mejor marisco, arroces, pescado frito, verduras de la huerta de Conil, carnes de Retinto o simplemente cenar en solitario después de un buen día de playa.

Además, no dejes de visitar tascas populares como el Bar Los Hermanos, para impregnarte de la esencia del lugar… La oferta es amplia y no te aburrirás. ¡Anota todo esto en tu guía de viaje wellness en solitario por Cádiz!

3. DORMIR EN EL HOTEL BARCELÓ CONIL DE LA FRONTERA

Como te decía, Conil es el punto de partida perfecto para explorar la región, y elegí hospedarme dos noches en su hotel más nuevo, uno de los grandes protagonistas de esta guía Wellness de Cádiz en solitario: el Barceló Conil Playa.

Guía de viaje Wellness en solitario en Cádiz

Situado a unos pocos kilómetros del centro de la ciudad (unos 15 minutos andando por la playa), este hotel 4 estrellas solo adultos es un remanso de paz y un oasis gastronómico ideal para reconectar con uno y olvidarse de todo. Sus habitaciones tienen unas vistas espectaculares, y bañarse en una de sus piscinas (entre las que destaca una con unas vistas increíbles, ya que está situada en una azotea del complejo) es toda una experiencia.

Sus restaurantes son ya muy conocidos en la región y se llenan de lugareños que vienen a disfrutar de uno de los múltiples arroces que pueblan la carta de Arrozante (recomiendo la paella roja, uno de los platos estrella del local) o del famoso atún de almadraba que sirve Atunante, una verdadera escuela del atún.

Guía de viaje Wellness en solitario en Cádiz

¡Y esto no acaba aquí! El hotel sirve un desayuno súper healthy, en colaboración con las creadoras de Futurlife, quienes diseñaron un menú que incluye genialidades saludables como unos crepes de harina de garbanzo, una pasta de fruta y cacao sin azúcar o diversos zumos naturales.

Guía de viaje Wellness en solitario en Cádiz

No hay mejor manera de empezar el día contigo: en clave wellness, con vistas a una de las maravillosas playas que regala Cádiz y descubriendo sabores increíbles. ¡Una maravilla!

4. UN RETIRO antiinflamatorio en el hotel Royal Hideaway Sancti Petri

Guía de viaje Wellness en solitario en Cádiz

Según el prestigioso dermatólogo estadounidense Nicholas Perricone, la inflamación es la causa de nuestro envejecimiento y de la mayoría de las enfermedades del mundo actual. Por lo tanto, la receta mágica del autocuidado reposa sobre 3 pilares fundamentales: nutrición, productos tópicos y complementos nutricionales.

Y eso es lo que propone el hotel Royal Hideaway Sancti Petri en colaboración con la firma Perricone MD: un retiro wellness holístico, para olvidarse del mundo y centrarse en lo más importante: uno mismo. ¡Mi superestrella de esta guía de viaje wellness en solitario por Cádiz!

Guía de viaje Wellness en solitario en Cádiz

Con su nueva categoría de habitación Perricone Room, el resort ofrece a sus huéspedes una experiencia inolvidable en la que todo va marcado por el ritmo del bienestar y de la belleza.

Rodeada de 1800 palmeras y de un maravilloso jardín tropical obra de la paisajista Isabel Alguacil, en este complejo situado en primera línea de playa de La Barrosa, pude empezar mi nueva rutina de belleza, tras someterla a un diagnóstico exhaustivo por una de las expertas facialistas del complejo.

¿Lo mejor de todo? Al terminar mi sesión, encontré todos los productos que necesitaba mi cutis al volver a mi habitación. Y eso no es todo: cada cosmético iba acompañado de instrucciones, consejos de aplicación y técnicas personalizadas para mantener la rutina a largo plazo.

Guía de viaje Wellness en solitario en Cádiz

Mientras mi piel volvía a brillar, pude volver a darle a mi cuerpo lo que necesitaba de verdad: alimentos antiinflamatorios (y suculentos) a medida. Lo pude hacer gracias a un menú diseñado en exclusiva por el nutricionista Alejandro Cánovas para el restaurante Beach Club La Bahía, siguiendo los principios perriconistas, cuyas recetas pienso seguir copiando en mi día a día.

Y es que el hotel también ofrece un acompañamiento nutricional y muchas actividades enfocadas al bienestar: wellness art, yoga facial, un garden tour por sus increíbles jardines… El Royal Hideaway Sancti Petri es sin duda una burbuja perfecta de la que uno no se quiere escapar jamás.

5. INICIARSE AL SURF EN LA ESCUELA OASIS SURF SCHOOL

Guía de viaje Wellness en solitario en Cádiz

No hay guía de viaje wellness el solitario que se precie sin actividad deportiva. Y esta escuela de surf de Cádiz se encargará de animarte a mover el body.

Situada en el municipio de Chiclana, la playa de la Barrosa es el escenario idóneo para iniciarse al arte del Surf o para perfeccionar tu técnica. La escuela Oasis Surf School ofrece clases diarias con monitores expertos en la materia, así como todo el material necesario para ello.

6. VER EL ATARDECER DESDE EL CUARTEL DEL MAR

El Cuartel del Mar puede presumir de haber ganado ya varios prestigiosos premios de arquitectura. Y no es para menos. Situado en la cima de una colina con unas espectaculares vistas sobre la playa de La Barrosa, este espacio único está ubicado en un antiguo cuartel de la Guardia Civil. Dicho lugara ha sido transformado en un espacio para la gastronomía, el ocio y la cultura.

Ver el atardecer disfrutando de uno de los platos de su reconocido restaurante o de una copa de vino es la mejor manera de terminar el día, de empezar la noche o de poner el mejor broche final a esta guía wellness de viaje en solitario por Cádiz.

*Imágenes: Osiris Martínez

thoughts?