TikTok está revolucionando el mundo de la belleza con sus tendencias. Una de las últimas es el dermaplaning, un procedimiento que consiste en exfoliar el rostro con el uso de cuchillas. Desde Druni nos desvelan todos los secretos de esta práctica.

¿Qué es el dermaplaning?

Se trata de una práctica que consiste en afeitarse el rostro de forma suave (nada que ver con el afeitado masculino), con lo que se consigue eliminar el vello, así como las células de la capa superficial de la piel. Es decir, es una exfoliación mecánica que busca, por una parte, conseguir una piel más suave y lisa, y, por otra parte, favorecer la penetración de los productos de belleza.

La maquilladora y empresaria Huda Kattan es una de las numerosas influencers que apuesta por esta práctica. Aunque en TikTok puedes ver cientos de vídeos, y en Japón es un tratamiento muy popular, el dermaplaning tiene también numerosos detractores, porque podría dañar la piel. Dermatólogos y farmacéuticos defienden que para realizar una exfoliación hay productos específicos y no hace falta recurrir a este tratamiento que, sin embargo, no es nuevo. Se dice que Marilyn Monroe o Elizabeth Taylor incluían en su ritual de belleza el afeitado.

En cualquier caso, si decides probarlo debes elegir unas cuchillas específicas para dermaplaning, además de evitarlo si tu piel es muy sensible o reactiva, tienes un brote de acné o alguna otra patología como la rosácea o la dermatitis atópica.

¿Qué necesitas?

Es importante disponer de unas cuchillas específicas. Una opción pueden ser las Intuition Perfect Finish de Wilkinson que puedes encontrar en Druni. Estas cuchillas, de acero inoxidable, eliminan suavemente el vello facial y las células muertas de la piel, dejándola más suave, lisa y radiante. Además, sirven para definir también tus cejas. Su precio es de 2,95 euros.

Dermaplaning, la tendencia que arrasa en TikTok

Cómo hacerlo

  • Limpia tu piel, para eliminar restos de maquillaje o cosméticos.
  • Pon la cuchilla en paralelo, pero con una ligera inclinación.
  • Con la piel húmeda, pasa la cuchilla despacio, haciendo movimientos suaves. Evita los labios, los ojos y su contorno y la nariz.
  • Hidrata la piel y no utilices ese día ni ácidos ni retinoides.
  • Importante: no lo hagas si tienes un brote activo de acné, rosácea u otra patología dermatológica.

*Imagen: Instagram @japonesque

thoughts?