Después de su renuncia como parte de la Familia Real Británica Meghan Markle y el príncipe Harry dejaron atrás su vida en Vancouver para comenzar una nueva en Los Ángeles, donde la ex-actriz pudiera estar cerca de su madre y amigos. La primera vez que se le vio a la pareja fue en la ciudad fue hace dos meses, aunque obviamente se mudaron antes de que empezara la cuarentena por el brote de coronavirus y Canadá cerrara sus fronteras.

Habían estado rentando una casa, pero estaban en busca del espacio ideal para criar a su hijo Archie. Incluso, The Star reportó hace un mes que el matrimonio habían estado viendo propiedades en Malibú, en Pacific Palisades y en Pacific Coast Highway, el área favorita de Lady Diana donde planeaba mudarse con Dodi Al-fayed meses antes de morir.

Pero ya sabemos donde ha estado viviendo esta familia. Según reportó Daily Mail, los duques de Sussex y su hijo Archie han vivido todo este tiempo en un lujoso escondite en Beverly Hills. La villa estilo toscano de 22 hectáreas, ocho dormitorios y doce baños es propiedad del actor y cineasta de Hollywood Tyler Perry, pero no sabemos si la alquilan o solo están alojados como invitados del también famoso músico. Lo único que sabemos es que no ha habido un registro de compra por parte de Meghan y Harry.

View this post on Instagram

REPOST @dailymail Swipe left to read the full article.

A post shared by W.M.W (@what.meghan.wants) on

Es raro pensar en esta relación ya que jamás se le ha visto a la pareja relacionarse con Perry, sin embargo, el periódico británico cree que se conocieron a través de su amiga íntima Oprah Winfrey, ahijada del hijo de Tyler. Si no lo sabías, Meghan y Harry están trabajando actualmente en una serie actualmente con Oprah, así que de ahí la relación.

Una fuente cercana informó también que “Meghan y Harry han sido extremadamente cuidadosos para mantener su vida en Los Ángeles en secreto” y que “su equipo los ayudó a elegir el lugar para su transición sabiamente”. Lo cierto es que la lujosa casa tiene una excelente ubicación, pues se encuentra en una de las áreas mas bellas y deseables de la ciudad, y claro, está vigilada 24/7 por su equipo de seguridad.

Es sabido que esta propiedad está valorada en 18 millones de dólares y que incluso Perry hace unos años se la mostró a Kanye West como un comprador potencial mientras se estaba construyendo, aunque nunca llegaron a un acuerdo. ¿Será este su nuevo hogar o una estadía mientras se acaba la cuarentena?

*Imagen: Getty Images

thoughts?