Las pestañas más bonitas son las más largas y fuertes. Pero, ¿cómo lograrlo? Recuerda que las dietas saludables son esenciales, además de tomar dos litros de agua al día y elegir una máscara de pestañas ligera, sin alcohol y que la mayoría de sus ingredientes sean naturales.

Por otro lado, quizá hayas escuchado que uno de los mejores trucos caseros para que tus pestañas crezcan es el aceite de oliva, que además las alarga y refuerza. Sin embargo, existen otros remedios caseros que te ayudarán a tener una mirada de impacto y decirle adiós al rizador. Solo recuerda que antes de aplicarlos es necesario desmaquillarte y tener los ojos limpios.

Te dejamos nuestros cuatro favoritos:

aceite de ricino

También conocido como aceite de castor, este es famoso por sus propiedades antibacterianas, proteínas y vitaminas. Además de ayudar al crecimiento del cabello, aporta nutrientes para reforzar las pestañas y hacerlas más largas. Solo debes mojar un cotonete o un disco de algodón con dos gotas de aceite y después aplicar diariamente con cuidado desde la raíz, hasta las puntas. Evita que el producto toque tus ojos o la piel del contorno para evitar efectos no deseados. Y claro, asegúrate de que sea natural y libre de hexano.

Aceite de almendras

Este es uno de los mejores tratamientos naturales para tener pestañas largas, voluminosas y tupidas. Además, ¡dile adiós al enchinador! Puedes aplicar todas las noches dos gotas en cada ojo con las yemas de los dedos o un cepillo, desde la raíz, hasta las puntas (sin presionar). Cuida que el producto no entre a los ojos y recuerda desmaquillarte antes de usarlo.

Manzanilla

El mejor de los remedios naturales que cuidará y nutrirá las pestañas es la infusión de manzanilla. Empapa un disco de algodón con ella y aplícalo dando golpes suaves sobre los ojos, esto hará que penetre mejor. Repite el procedimiento cada dos días y te encantarán los resultados.

Aloe vera

Los mejores trucos de belleza siempre incluyen esta planta, rica en antioxidantes y suplementos vitamínicos para el crecimiento de las pestañas. Además, las mantendrá fuertes y humectadas. Aplica el aloe vera fresco en una brocha limpia para pestañas y cepíllalas. Deja reposar todas las noches y enjuaga por las mañanas con agua tibia.

*Imagen: Getty Images

thoughts?