La semana empezó bien fuerte: con Schiaparelli y sus memorias de África y la fiesta surrealista de Dior en el Museo Rodin. Nadie se la quiso perder… Pero solo era la primera noche de una semana repleta de detalles, lujos y belleza.

Kaia Gerber en Chanel. © Getty Images

Kaia Gerber enamoró con su velo de Chanel en la segunda jornada y cerró la semana con el sombrero de plumas de Valentino: en la Alta Costura ha vuelto a ser LA modelo de la temporada. Pero muy de cerca le siguió la española Blanca Padilla, que volvió a conquistar al público sobre la pasarela de Elie Saab. Y, unos pasos después, la hija de dos años de Coco Rocha, que se convirtió en la estrella absoluta del show de Jean Paul Gaultier.

Así ha sido una semana de Alta Costura épica en París:

[galeria]

 

thoughts?